Como construir acordes con sonoridades diferentes

sonoridades diferentes
sonoridades diferentes

En lecciones anteriores hemos hablado acerca de la construcción de acordes, hemos visto que estos se construyen usando intervalos de tercera consecutivos logrando así los acordes básicos de triada, las séptimas llegando hasta los acordes de trecena.

Sin embargo, esto puede modificarse, es posible encontrar sonoridades diferentes rompiendo el patrón de terceras consecutivas:

Generando sonoridades diferentes con acordes por cuarta

Así como es posible generar acordes usando intervalos de tercera es posible hacerlo usando intervalos de cuarta de manera consecutiva, a continuación, se muestra un ejemplo de esto desde la nota D.

D  G  C  = Hasta este punto, cuando se superponen dos intervalos de cuarta se encuentra un acorde con séptima menor, fácilmente podría cifrarse como D7sus4 ya que el primer Intervalo de cuarta es el mismo que se usa en los acordes de tipo suspendido.

D  G  C  F = Si se agrega una cuarta mas se encuentra la tercera del acorde con lo que tendríamos un Dm7add4 ya que añade la cuarta a la sonoridad, al tener la tercera el acorde pierde su cualidad de suspendido.

Con este tipo de acordes es muy importante mantener el orden de las notas para conservar su sonoridad, invertirlos o disponer de manera diferente el voicing le quitara parte de su efecto sonoro.

Acordes con segundas

Así cómo es posible construir acordes con intervalos contantes es posible hacer combinaciones de intervalos para lograr sonoridades diferentes, una de las cosas que se pueden hacer es añadir un intervalo de segunda dentro de una estructura de terceras.

A continuación, se muestra un ejemplo desde la nota D:

D  F  A  B = En este caso se mantiene la estructura de terceras pero se puede añadir una segunda, logrando de esta forma un Dm6.

Esto no necesariamente se debe hacer en la ultima nota, se puede hacer dentro de la estructura del acorde.

D  F  G  B = En este caso se ha añadido la segunda en las voces internas para continuar con la estructura por terceras, se logra un acorde que tiene una sexta y una cuarta por lo que se podría cifrar como Dm6add4

Incluso se puede hacer en las primeras dos voces del acorde.

D  E  G  B = Con esto se logra un acorde bastante complejo de cifrar ya que es sus2, añade la cuarta y tiene una sexta.

Nuevamente el truco con estos acordes es no alterar el orden de las notas ni invertirlos ya que de esta forma pierden parte de su sonoridad.

Este recurso puede extenderse a las quintas o a otros intervalos, si se aplican las determinantes de función se les puede asignar una función armónica y con ello dar sentido, aplicación y una nueva sonoridad a las progresiones de acordes.

Estos contenidos los desarrollamos en nuestro curso de teoría musical el cual puedes conocer en este enlace.

También te puede interesar:


Tome nuestros cursos gratuitos y vea por que somos los mejores

Curso de guitarra principiantes
Curso de guitarra nivel intermedio